ABDUCCIÓN EN BROOKLYN

Durante años los expertos no han parado de buscar  pruebas y muestras acerca de la realidad de los casos de abducción alienígenas. Uno de los casos más llamativos es este. Según las pruebas, en él están involucrados dos agentes de la CIA y el presidente de la UNO de entonces. Es un caso que tiene muchos indicios de realidad, pero a la vez, todo parece un engaño.
Budd Hopkins
Nuestra historia comienza con Budd Hopkins (especializado en ufología y abducciones). Tras la publicación de su libro“Intrusos”, una de sus lectoras llamada Linda Napolitano, le envió una carta transmitiéndole que tras leer su libro recordó que trece años antes descubrió que había sido sometida a cirugía nasal. Afirmaba que ella nunca necesitó de este tipo de cirugía y que no recuerda haberse sometido a tal operación, su madre lo confirma.
Tras una reunión con Hopkins, Linda comenzó a asistir a reuniones de grupo de apoyo para personas abducidas. En un examen de rutina, un objeto metálico fue descubierto dentro la cavidad nasal de Linda. Se le hizo una radiografía a la nariz y dos semanas después sufrió una hemorragia nasal grave durante la noche. Después de esto se comprobó con una nueva radiografía que el objeto metálico ya no estaba en su nariz aunque había marcas de un implante. Nadie supo lo que ese metal era o para que servía.
LA ABDUCCIÓN.
Alienígena a los pies de la cama
de Linda Napolitano.
30 de noviembre de 1989, New York. Hopkins recibe una llamada de Linda a altas horas de la madrugada. La mujer afirma haber sido abducida por extraterrestres. Tras este hecho Hopkins decide someter a Linda a sesiones de hipnosis. Poco a poco en cada sesión Linda cuenta su relato: “estaba dormida cuando de repente vi varias figuras a los pies de mi cama” (los cuales describe como los típicos alienígenas grises que conocemos todo el mundo). Cuenta como los alienígenas junto a ella levitan y salen flotando por la ventana hasta llegar a un OVNI, también comenta su examen dentro de la nave.
Quince meses después Hopkins comprobó que el suceso podría ser mucho más real de lo que parecía. Ocurrió algo que le llamo mucho la atención, llegó a su buzón una carta. Esta carta tenía el remite de dos agente de la policía (Richar y Dan) en la que le comentaban algo del caso de abducción de Linda. Hopkins tras varios intentos fallidos de localizar a estos dos oficiales descubrió algo que que le hizo pensar, estos dos “agentes de policía” en realidad eran agente de la CIA (Agencia Central de Inteligencia).
TESTIGOS DEL CASO.
Richard y Dan afirmaban en su carta ser testigos del de lo que aconteció en el apartamento de Linda. Más tarde se supo que los agentes se mantuvieron al margen de todo durante tanto tiempo porque el día de los hechos escoltaban a una figura política muy conocida. Contaron que los tres se dirigían en el coche a un helipuerto de Manhattan cuando el coche, a su paso por el puente de Brooklyn, se paró y dejó de funcionar repentinamente. Desde allí, la figura política popular y sus escoltas contemplaron todos los hechos.
Reconstrucción de la abducción.
 Sin embargo la historia no termina aquí. A los pocos meses, todo parecía más real y más insólito. Una segunda carta llego al buzón de Hopkins. La enviaba una mujer con el sobrenombre de Janet Kimble. En la carta relata cómo mientras cruzaba el puente de Brooklyn observó como los coches dejaron de funcionar y todas sus luces y las del puente se apagaron de repente. Al observar esto, Janet bajó de su coche y junto a los demás conductores y transeúntes del puente observó una mujer flotando en el aire a doce pisos de altura junto a un OVNI que sobrevolaba el edificio de apartamentos.
La noticia fue aun más espectacular cuando más tarde se descubrió la personalidad del protegido de Richard y Dan. Esta persona, a pesar del supuesto envío de cartas a Hopkins y tras haber mantenido alguna que otra conversación en persona con él, pidió su anonimato pese a todo. Sin embargo la información de una manera o de otra termina saliendo a la luz. Esta persona anónima era el Secretario General de la ONU (Organización de las Naciones Unidas), Don Javier Pérez Cuéllar.
EL CASO SE CONVIERTE EN NOTICIA.
Con toda esta información que Hopkins estuvo recopilando daba por supuesto que este no era un caso como los demás, ya que ningún presidente de la ONU o dos agentes de la CIA, nunca han corroborado un testimonio de un caso tan surrealista. Hopkins no podía creer todo lo que se había descubierto. Un día decidió dar a conocer todo este caso.
Puente de Brooklyn. Isla Manhattan. New York.
Su primera publicación acerca del caso fue en la revista MUFON UFO en septiembre y diciembre de 1992. Sin embargo, el caso Napolitano llego a generar un gran interés internacional. Se hablo del tema en revistas y periódicos como Wall Street Journal, Omni, Paris Match, New York Times... y sus protagonistas Hopkins y Linda aparecieron en programas de tv como Inside Edition.
UN FINAL INESPERADO.
Se comenzó a cuestionar por qué los agentes de la CIA no habían acudido a su organización para descubrir los hechos y por qué no habían dicho nada en un año… Se supuso que sería un truco. Más tarde uno de los agentes mostró un comportamiento obsesivo. Al parecer el suceso le afecto tanto que perdió la cabeza. Se afirma que secuestró a Linda para acusarla de estafadora y para que confesara su engaño.
A lo anterior se sumó el planteamiento de la posibilidad de algún tipo de participación del gobierno en el caso. Además aparecieron pruebas que demostraron que el caso Linda Napolitano encajaba perfectamente con una campaña del gobierno de EEUU de encubrimiento y de una desinformación dañosa. Los escépticos desestimaron el caso.  
Este caso de abducción es uno de los mejores documentados en la historia. La mayoría de casos comunes solo tienen la prueba de una persona que ha sido abducida. Pero ¿qué caso tiene como testigos a un Secretario General de la ONU o a dos agentes de la CIA?.

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    Miguel quiñones cobos (domingo, 26 abril 2015 22:50)

    A los 6 años tuve una experiencia muy parecida durante la noche. Vivia en un estilo de estudio con mis padres y hermano. Era el tiempo de estas persianas de laminas de madera abatibles. Yo dormia en el salon cin mis padres que dormian en un sofa cama. Y yo en una camita justo al lado de la ventana. Serian las 21h aprox en paris. Como no conseguia dormir pues observaba y un momento dado miraba la ventana. Mis padres dormian. No vi nada raro solo la luz del alumbrado público que pasaba por dichos espacios de laminas de persianas. Pero un momento dado esta luz acrecento hasta ver toda la ventana luz tipo flash. Y vi 3 siluetas flotar de pequeños seres que vinieron uno en cada lado de mi cama y el tercero por encima de mi pecho. Mire y intente mover y no podia. Mire varias veces la cara de mi madre frente a la mia para asegurarme que era real. Y todo era normal. Solo podia mover la cabeza. Y de golpe senti y vi como entrando en un tunel de colores hasta el final eso como 2 segundos, y desperte era de dia. Me levante sofocado llamando a mi mama que me dijo. No es nada. Habra sido una pesadilla, y al levantar observamos mi almohada llena de sangre. De mi nariz. A partir de este hecho tuve hemorragias muy a menudo hasta mis 18 años y se paro para siempre.